INDER amplía moratoria a 950 familias que tienen créditos con la institución

21 julio, 2020 11:43 am

Redacción/Casa Presidencial

  • Beneficio se extenderá hasta setiembre próximo, con posibilidad de una tercera prórroga. 
  • Como parte de las acciones para apoyar en la emergencia nacional, la institución transfirió ₡600 millones a CNE para la atención social de las familias rurales del país. 
  • Paralelamente, ha puesto a disposición unos 50 vehículos y 65 funcionarios y funcionarias que trabajan interinstitucionalment para apoyar la atención de primera respuesta en aspectos como entrega de medicamentos, alimentos y otros productos de primera necesidad. 

San José. Ante la prolongación del efecto de la pandemia por Covid-19, el Instituto de Desarrollo Rural (Inder) decidió ampliar la moratoria en el pago de intereses y capital a aquellas personas y organizaciones que mantienen operaciones crediticias con el Instituto en el marco del programa de Crédito Rural.

Inicialmente el beneficio se dio por cuatro meses, entre marzo y junio. Recientemente, la Junta Directiva del Inder decidió extenderlo dos meses más, es decir, hasta el 30 de setiembre próximo, con la posibilidad de una tercera extensión. 

Con la medida se han visto beneficiados hasta el momento aproximadamente 950 familias en todo el país, quienes tienen deudas que pueden variar entre ₡1 millón y ₡25 millones. 

Las cuotas que no sean honradas durante estos seis meses se pagarán al final del periodo del crédito, sin el cobro de los intereses que esto pudiera generar. La decisión se aplica de forma automática, por lo que el beneficiario no tendrá que realizar ningún trámite, ni deberá presentarse a las oficinas o realizar gestión alguna. 

El programa de Crédito Rural brinda apoyo para el mejoramiento socioeconómico de los pobladores ubicados en los 29 territorios rurales del país. Cuenta con condiciones especiales de un 8% de intereses, muy favorable para el desarrollo de actividades o proyectos productivos del medio rural. 

Acciones desarrolladas por el Inder

El Inder también ha promovido una serie de acciones adicionales para la contrarrestar los efectos socioeconómicos provocados por la pandemia, entre los que se encuentran la transferencia por ₡600 millones a la Comisión Nacional de Prevención de Riesgos y Atención de Emergencias (CNE) para la atención social  de las familias rurales del país. 

Además, se estableció una moratoria a los pagos que deben realizar 3 825 personas y organizaciones beneficiarias por los contratos de dotación en materia de tierras, en sus diferentes modalidades, que mantienen con el Inder.

Personal de las seis regiones del país colaboran de forma articulada con otras instituciones como la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS); la CNE; el Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS), gobiernos locales y otras instancias para la atención de primera respuesta a las personas en aspectos como entrega de medicamentos, alimentos y otros productos de primera necesidad. 

Se han puesto a disposición aproximadamente 50 vehículos institucionales y 65 funcionarios y funcionarias. 

“Constantemente hemos estado evaluando la situación y los efectos de la pandemia en los territorios rurales y nos mantenemos apoyando a las instancias encargadas de atención, tanto económicamente como con recurso humano, puesto que esta situación requiere de todos los esfuerzos posibles”, concluyó el presidente ejecutivo del Inder, Harys Regidor Barboza.