Ejecutivo fortalece control de armas para prevenir femicidios

30 julio, 2019 6:18 am


Prensa Presidencia/ Redacción

  • Presidente Alvarado firmó reforma y adición de artículos a la Ley contra la Violencia Doméstica y de Armas y Explosivos para dar mayor protección a las mujeres.
  • Entre las medidas, se establece que violencia doméstica será causa para cancelar permiso de portación de armas o para requisarlas.

Armas de fuego y blancas son los métodos más empleados en los femicidios. Entre el 2007 y el 2017 se registraron más de 300 femicidios, en muchos de los casos el arma utilizada fue un arma de fuego. 

El Presidente de la República, Carlos Alvarado Quesada, firmó el martes 9 de julio,  la reforma y adición de varios artículos e incisos a la Ley contra la Violencia Doméstica y la Ley de Armas y Explosivos para fortalecer el control de tenencia de armas de fuego en los hogares y prevenir los femicidios.

Los cambios establecen que se decomisarán y destruirán las armas que sean utilizadas para intimidar o agredir en una situación de violencia doméstica. Además, se autoriza la revisión de las casas de los presuntos agresores en busca de armas en su poder.

Actualmente, cuando se interponen medidas por una denuncia por violencia doméstica se decomisa el arma utilizada en ese momento y, al cesar las medidas, es devuelta al agresor. 

En cuanto a la ley de control de armas, las modificaciones disponen que la violencia doméstica sea una causa para la cancelación del permiso de portación y añade este delito a los motivos por los que el Estado puede decomisar un arma.  

Junto con el mandatario, firmaron las reformas a la legislación la Ministra de la Condición de la Mujer y Presidenta Ejecutiva del Instituto Nacional de las Mujeres (INAMU), Patricia Mora Castellanos; el Ministro de Seguridad Pública, Michael Soto Rojas, y la Ministra de Justicia y Paz, Marcia González Aguiluz.

El mandatario reafirmó el compromiso de su Gobierno de seguir fortaleciendo la Ley contra la Violencia Doméstica que “ha sido una importante herramienta y, en algunos casos, la primera línea de defensa con la que cuentan las mujeres que enfrentan situaciones de agresión en sus relaciones de familia o de pareja”.

“Las reformas previstas están dirigidas al control del uso de armas de fuego como un mecanismo de prevención de los femicidios, sobre la base de que son las más usadas en la perpetración de estos graves hechos. Efectivamente, la alta letalidad de este tipo de arma genera un riesgo que es necesario minimizar”, enfatizó la Ministra de la Condición de la Mujer.

Por su parte, la ministra de Justicia comentó que “como rectores en materia de prevención de la violencia, celebramos la promulgación de esta legislación. Esta administración se encuentra comprometida en el mejoramiento continuo de ambientes protectores que logren minimizar las violencias de cualquier categoría, pero muy especialmente la de género, que tanto afecta a nuestro tejido social”. 

Finalmente, el ministro de Seguridad Pública expresó su regocijo por este gran avance en pro de la defensa de las víctimas de la violencia, al abrir la posibilidad judicial de retirar permanentemente las armas utilizadas en estos hechos.