Grethel Quesada grethelquesadaq@hotmail.com

Hay poemas y canciones que afirman existen muchos tipos de amores, pero considero que lo que hay en realidad, son muchos tipos de relaciones. Nuestra especie requiere vivir en sociedad, esto es parte de nuestras necesidades. Una sociedad sana necesita comunicación, cooperación, desarrollo individual y comunitario, etc.

Hoy en día, las relaciones tóxicas están por doquier, hay tanta gente dañina que es difícil saber en quien confiar o con quien establecer una relación amorosa.

Pero ¿Cómo identificamos a una persona tóxica? Las podemos notar porque suelen ser  personas negativas, que se quejan por todo, solo hablan de sus problemas, se victimizan cada vez que pasa algo, no se hacen responsables de sus errores, pasan culpando a otros por los problemas que tienen ellos, son excelentes para mentir y/o ocultar la verdad, son celosos, envidiosos, soberbios, no hacen mayores esfuerzos por avanzar pero si ven a otros avanzando, buscan la forma de desanimarlo, intentan que confíes en ellos y les cuentes tus secretos para luego, aprovechar esa información y hacerte ver mal ante otros. Son personas que disfrutan del chisme y la murmuración; si averiguan algo que saben que al contarlo causarán mucho dolor, corren a decirlo.

Otros aspectos que delatan una persona tóxica en una relación amorosa son estos: suelen ser personas que te vuelven dependiente a él o ella, siempre está demandando más de ti de lo que te ofrece, te hace sentir que eres responsable de su felicidad o infelicidad y tiene pareja solo con el fin de llenar sus propias necesidades, es decir, fines meramente egoístas. Hay un dicho muy tico que dice: “Mejor solo que mal acompañado”. Creo que quien inventó este refrán se refería esta clase de personas y fue muy sabio al decirlo.

Si estás por iniciar una relación amorosa y no quieres caer en manos de una persona tóxica, sigue estos consejos y te ayudarán: No busques una “media naranja”. Para establecer una relación sana, ambas personas deben estar completas, nadie debe buscar pareja para sentirse completo; tus vacíos personales, te toca a ti mismo(a) llenarlos. No tomes decisiones solo por tus sentimientos, piénsalo muy bien pues “Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; ¿quién lo conocerá?” Jeremías 17:9 RVR1960.

Las relaciones románticas deben estar basadas en la confianza, si tu pareja te miente constantemente o tú le mientes para que no se moleste, estás en una relación tóxica. Por último, asegúrate que la persona con la que vas a estar tenga valores similares a los tuyos, de lo contrario, pasarán muy malas experiencias pues “No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?” 2 Corintios 6:14 RVR1960. Evita las relaciones tóxicas, toda relación (de amistad o amorosa) debe sumar a tu vida, no restarle. Ten presente lo que dice la Biblia en Proverbios 13:20 “El que anda con sabios, sabio será; mas el que se junta con necios será quebrantado.”

Amor venenoso

17 abril, 2018 9:47 am

Grethel Quesada grethelquesadaq@hotmail.com

Hay poemas y canciones que afirman existen muchos tipos de amores, pero considero que lo que hay en realidad, son muchos tipos de relaciones. Nuestra especie requiere vivir en sociedad, esto es parte de nuestras necesidades. Una sociedad sana necesita comunicación, cooperación, desarrollo individual y comunitario, etc.

Hoy en día, las relaciones tóxicas están por doquier, hay tanta gente dañina que es difícil saber en quien confiar o con quien establecer una relación amorosa.

Pero ¿Cómo identificamos a una persona tóxica? Las podemos notar porque suelen ser  personas negativas, que se quejan por todo, solo hablan de sus problemas, se victimizan cada vez que pasa algo, no se hacen responsables de sus errores, pasan culpando a otros por los problemas que tienen ellos, son excelentes para mentir y/o ocultar la verdad, son celosos, envidiosos, soberbios, no hacen mayores esfuerzos por avanzar pero si ven a otros avanzando, buscan la forma de desanimarlo, intentan que confíes en ellos y les cuentes tus secretos para luego, aprovechar esa información y hacerte ver mal ante otros. Son personas que disfrutan del chisme y la murmuración; si averiguan algo que saben que al contarlo causarán mucho dolor, corren a decirlo.

Otros aspectos que delatan una persona tóxica en una relación amorosa son estos: suelen ser personas que te vuelven dependiente a él o ella, siempre está demandando más de ti de lo que te ofrece, te hace sentir que eres responsable de su felicidad o infelicidad y tiene pareja solo con el fin de llenar sus propias necesidades, es decir, fines meramente egoístas. Hay un dicho muy tico que dice: “Mejor solo que mal acompañado”. Creo que quien inventó este refrán se refería esta clase de personas y fue muy sabio al decirlo.

Si estás por iniciar una relación amorosa y no quieres caer en manos de una persona tóxica, sigue estos consejos y te ayudarán: No busques una “media naranja”. Para establecer una relación sana, ambas personas deben estar completas, nadie debe buscar pareja para sentirse completo; tus vacíos personales, te toca a ti mismo(a) llenarlos. No tomes decisiones solo por tus sentimientos, piénsalo muy bien pues “Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; ¿quién lo conocerá?” Jeremías 17:9 RVR1960.

Las relaciones románticas deben estar basadas en la confianza, si tu pareja te miente constantemente o tú le mientes para que no se moleste, estás en una relación tóxica. Por último, asegúrate que la persona con la que vas a estar tenga valores similares a los tuyos, de lo contrario, pasarán muy malas experiencias pues “No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?” 2 Corintios 6:14 RVR1960. Evita las relaciones tóxicas, toda relación (de amistad o amorosa) debe sumar a tu vida, no restarle. Ten presente lo que dice la Biblia en Proverbios 13:20 “El que anda con sabios, sabio será; mas el que se junta con necios será quebrantado.”